Innovación israelí detiene sangrado masivo de víctimas por arma blanca.

sangrado

El denominador común de la innovación israelí es la capacidad de encontrar soluciones tecnológicas y prácticas a diversos problemas que hay que enfrentar. Los motivos pueden ser variados, naturaleza, enfermedades, falta de agua, terrorismo, ciber ataques, etc. En resumen la necesidad imperiosa de sobrevivir frente a una realidad hostil.

Desde hace varios meses Israel enfrente un nuevo tipo de batallas, esta vez son terroristas árabes armados con cuchillos, que han costado decenas de vidas al día de hoy, incluso fuera de fronteras como fue el lamentable atentado en Paysandú, Uruguay hace pocos días.

Ahora un científico de la Universidad de Ariel, ha presentado un descubrimiento que podría salvar miles de vidas (en todo el mundo).

El investigador israelí en la Universidad de Ariel en Samaria ha descubierto un nuevo y revolucionario método para detener la hemorragia no controlada, común en víctimas de apuñalamientos, una innovación médica que podría salvar incontables vidas en Israel y en todo el mundo.

En los últimos meses Israel ha sido engullido por una ola de terrorismo árabe, la mayoría de los cuales tienen armas blancas como herramienta , además de tiroteos y ataques con coches que atropellan gente de forma premeditada.

Más de 30 personas han sido asesinadas en los ataques y cientos han sido heridos. Muchas de las víctimas, que han incluido los ancianos, niños y mujeres murieron desangrados después de sufrir múltiples heridas de arma blanca y seguidos de importante pérdidas de sangre.

Junto con la incitación incesante, de grupos terroristas palestinos como Hamas y Fatah han circulado “manuales” con instrucciones detalladas sobre cómo es más “efectivo” el uso de armas blancas o como apuñalar una víctima para causar el máximo daño, y dar como resultado lesiones más peligrosas.

 

Sangrado en accidentes y ataques violentos.

 

 

Hasta ahora la única forma de parar la sangre son soluciones no eficaces en casos de heridas profundas causadas por estos violentos actos y no sirven para tratar eficazmente estos eventos.

Incluso paramédicos no tienen las herramientas suficientes para salvar vidas cuando cada segundo cuenta.

Pero el científico israelí Moshe Rogosnitzky ha descubierto que el galio, un Biometal que actualmente se utiliza para detener la pérdida ósea en pacientes con cáncer, puede, en forma líquida (conocido como el nitrato de galio), detener rápidamente el sangrado de heridas profundas sin causar coágulos de sangre.

El uso de galio para detener el sangrado de cortes profundos proporciona beneficios adicionales. Numerosas investigaciones han demostrado que el galio es un potente anti-infeccioso y acelera la curación de las lesiones causadas por cortes profundos que se producen a menudo por cuchillos y otro tipo de armas utilizadas por terroristas.

El nitruro de Galio es mucho más conocido en la electrónica (Galio Nitruro, GaN) siendo una aleación binaria de semiconductores con una banda prohibida directa que se ha venido usando en diodos emisores de luz (LEDs) desde los años noventa. Este compuesto químico es un material muy duro que tiene una estructura cristalina. Su amplia banda prohibidade 3.4 eV2 le proporciona propiedades especiales para aplicaciones en optoelectrónica, dispositivos de alta potencia y dispositivos de alta frecuencia.

En lo que al sangrado de refiere, el galio funciona mediante la inducción de “floculación” de la proteína de la coagulación de la sangre conocida como el fibrinógeno.

Esto resulta en la formación de coágulos externo. En marcado contraste con otros tratamientos para heridas sangrantes, el galio no induce mecanismos de coagulación en la sangre. Esto evita el riesgo que las tecnologías existentes no solucionan y generan el riesgo de formación de coágulos de sangre internos que son luego mortales.

De acuerdo con Rogosnitzky, el Galio tiene el potencial de “aumentar drásticamente las posibilidades de supervivencia de las víctimas del terrorismo o quienes sufren accidentes.

“Es vital conseguir queeste descubrimiento de laboratorio pase a fase clínica lo antes posible. Cuanto antes llegue al mercado, antes se puede utilizar con eficacia para salvar vidas”.

En esta etapa, el galio tiene que someterse a estudios para determinar el método y la dosis óptima antes de solicitar la autorización de comercialización para las autoridades sanitarias. Además, deberá pasar un ensayo de eficacia comparativa con otras tecnologías para detener el sangrado.

Con el fin de acelerar el proceso de desarrollo clínico y la disponibilidad de galio, para detener la hemorragia, una campaña de recaudación de fondos en línea, se ha iniciado a través una ONG con sede en EEUU.

Los investigadores dicen que necesitan con urgencia los fondos para avanzar a la siguiente etapa de investigación.

“Por desgracia, no parece haber ningún final inmediato a la vista de estos ataques violentos que enfrentan los israelíes”, dijo Rogosnitzky. “El galio puede proporcionar ayuda instantánea a las víctimas en Israel.

“Nuestro objetivo es colocar el galio en cada kit de primeros auxilios y cada ambulancia, asegurando que cada víctima tenga una mayor probabilidad de supervivencia.

“Por otra parte, como la pérdida de sangre sigue siendo la causa principal de muerte por apuñalamiento y otras lesiones externas, tenemos la esperanza de que esta innovación pueda ayudar a las víctimas de crímenes violentos o accidentes en todo el mundo, reduciendo significativamente la tasa de mortalidad y proporcionando una respuesta eficaz y segura para la pérdida de sangre por las heridas”.

Quienes quieran interiorizarse mas en el tema, aquí hay una publicación (en Ingles) que Rogosnitzky realizara ya en 2011.

 
Créditos fotográficos: IDF
 

 
app 300
 

Te gusta latamisrael.com? Si respondiste “si” Apoyanos tambien en Twitter.
 

Siguenos en Google plus