in

Es necesario que cada persona sepa …

que cada persona sepa

Créditos de las imagenes: cco.

Es necesario que cada persona sepa que dentro suyo hay una vela, y esa vela es única, no hay nadie en el mundo que tenga una vela como la suya, y no existe nadie que no tenga dentro una vela. Y es necesario que cada persona sepa que es su mayor deber, esforzarse y revelar su luz en publico hasta hacerla una gran fogata que ilumine al mundo entero.

Estas palabras pertenecen a un sabio de Israel, el Rabino Abraham Itzjak HaCohen Kuk. Hacen referencia a la festividad de Januka que comienza hoy con la caída del sol y se extiende por ocho días.

En todos estos días el pueblo de Israel enciende muchas velas, que “publicitan milagros” que ocurrieron en otros tiempos (y en los presentes) a este pueblo, así como también las palabras antes citadas.

Concepto aplicable también a casi cualquier emprendedor. Mensaje arraigado al ADN del pueblo de Israel. Nos ayuda también a explicar el éxito de esta pequeña gran nación en temas de tecnología e innovación. Pero que también centra al individuo, a cada uno, con una responsabilidad, consigo mismo y enorme hacia su entorno, su comunidad y el mundo entero.

Sabiendo que si logramos entender que la felicidad, el éxito, la prosperidad, la salud, el amor y los logros no están cuantificados en el mundo, y por ende, lo que de ellos haya en otras personas no viene en desmedro de uno mismo, sino todo lo contrario, lograremos hacer de este mundo un sitio mucho mejor.

Desde uno de los lugares donde se han efectudo descubrimientos tan increíbles “el laboratorio del technion”, llega este lindo video musical. Los científicos se han dado un recreo para regalarnos una hermosa versión de laboratorio de uno de los clásicos temas de la fiesta de Januka.

Januka video del Technion

 

 

 

Januka llamada también la Fiesta de las Luces o Luminarias, es celebrada durante ocho días. Conmemora la derrota de los helenos y la recuperación de la independencia judía a manos de los macabeos sobre los griegos y la posterior purificación del Segundo Templo de Jerusalem.

La tradición judía habla de un milagro, en el que pudo encenderse el candelabro del Templo durante ocho días consecutivos con una exigua cantidad de aceite, que alcanzaba sólo para uno. Esto dio origen a la principal costumbre de la festividad, que es la de encender, en forma progresiva, un candelabro de nueve brazos llamado januquiá (uno por cada uno de los días más un brazo piloto).

La festividad acontece el 25 de Kislev del calendario judío, fecha que acaece entre fines de noviembre y principios de diciembre del calendario gregoriano.

Te gusta latamisrael.com?

Si respondiste “si” Sumanos tambien en Twitter.
 

 
 

Dejanos tu comentario:

pantallas planas

Revolucionan la calidad y colores en pantallas planas.

equipos médicos

También los equipos médicos mas sensibles están bajo la mira de los hackers.