in

Acariciar un robot de peluche reduce el sufrimiento y aumenta la felicidad.

Créditos de las imagenes: Dani Machlis/BGU, BGU.

Acariciar un robot de peluche reduce el sufrimiento y aumenta la felicidad., según investigadores de Israel.

Los investigadores también se sorprendieron al descubrir que interactuar con el robot reducía los niveles de oxitocina.

Los investigadores de la Universidad Ben-Gurion descubrieron que una única y corta sesión con el robot llamado PARO redujo el dolor, aumentó la felicidad y redujo los niveles de oxitocina.

Se ha encontrado en varios estudios previos que el contacto entre personas refuerza el estado de ánimo y reduce el dolor.

Pero, qué sucede si el contacto regular entre personas no es una opción? Este es el el caso en estos días, en medio de la pandemia de COVID-19.

Podría un robot de peluche inducir efectos similares?

La Dra. Shelly Levy-Tzedek del departamento de fisioterapia y su equipo se dispusieron a averiguarlo.

Sus hallazgos se acaban de publicar en Scientific Reports.

Paro es un robot producido en Japón que parece un bello peluche blanco.

Hace ruidosy mueve su cabeza y en respuesta al contacto físico o estímulos auditivos.

Robot de peluche que aumenta la felicidad.

paro

Levy-Tzedek y su equipo descubrieron que una interacción única con PARO, de menos de una hora, mejoró el estado de ánimo de las personas.

En otro sentido, redujo el dolor leve y severo de quienes interactuaron con el.

Cuando los participantes acariciaron a PARO, experimentaron una mayor reducción del dolor que cuando simplemente estaba presente en la sala con ellos.

Sorprendentemente, también se observaron niveles más bajos de oxitocina en aquellos que interactuaron con PARO que en los participantes del grupo de control.

Se han encontrado altos niveles de oxitocina en madres que juegan con sus hijos y entre parejas enamoradas.

Se la ha llamado la “hormona del amor”, por lo que un nivel más bajo de oxitocina es sorprendente.

Sin embargo, estudios más recientes han demostrado que fuera de las relaciones cercanas, la producción de oxitocina es un indicador de estrés y, por lo tanto, una reducción podría indicar relajación.

“Estos hallazgos ofrecen nuevas estrategias para el manejo del dolor y para mejorar el bienestar. Se trata de resultados que son particularmente necesarios en este momento, cuando el distanciamiento social es un factor crucial en la salud pública”, dice el Dr. Levy-Tzedek

Puedes leer la version en Ingles aquí / English version available here.

 

Quieres conocer mas tecnología israelí?

Si respondiste “si” Sumanos también en Twitter.
 

Comments

Dejanos tu comentario:

Loading…

0